Actualmente, practicar Yoga es una de las recomendaciones más habituales entre ginecólogos por los grandes beneficios que aporta a las mujeres durante su embarazo. 

La práctica que más se adapta al embarazo es el hatha yoga o el yoga prenatal, que ofrece posturas seguras y adaptadas para el embarazo. 

Tanto si llevas años practicando Yoga, como si jamás has pisado una esterilla, la práctica de Hatha Yoga puede ayudarte a llevar un embarazo más llevadero.

¿Quieres que hablemos y resuelva todas tus dudas?

Abrir chat
Hola 👋
¿En qué puedo ayudarte?